Castro
03
Julio

Su hijo podría recuperar la vista gracias a una operación en China y su madre pide ayuda a la comunidad de Chepes

Silvana Flores, una mamá de 28 años, oriunda de la localidad de Villa Casana, actualmente radicada en la ciudad de Chepes debe reunir más de medio millón de pesos para poder llevar así hijo Roberto de 11 años a la Republica Popular de China, donde será operado de la vista. En el único lugar que le dieron esperanza de recuperar la visión es en el país asiático, tras recorrer varios hospitales de Argentina.

Robertito nació con una patología, denominada NIGTAGMUS congénita, en la cual el ojo tiene un movimiento rítmico e involuntario, afectando a ambos ojos en una dirección horizontal.

 

 

Su madre explicó al diario digital El Cronista que su hijo solo puede ver en línea recta y hasta una determinada distancia relativamente corta logra distinguir una imagen real. “El nació así y me di cuenta cuando era bebé, yo le daba de mamar y el miraba en línea recta hacia el techo. Desde entonces comencé a llevarlo por los hospitales de San Juan, La Rioja, Mendoza y Córdoba y en ningún lugar me daban esperanza de curarlo, hasta que una amiga vía email se comunicó con una página de China y nos dieron una noticia que podría ser el gran milagro”, contó entre lagrimas al Cronista.

 

Silvina, entusiasmada con esta noticia, dijo que “voy a pedir que me ayuden con dinero al pueblo de Chepes, a la provincia, al gobernador y si es posible al presidente Macri, para ver si logró llevar a mi hijo a China, donde me aseguraron que va recuperar la visión mediante la implantación de células madre”.

 

La intervención y el tratamiento tiene un costo cercano a los $520.000, (incluye 3 implantaciones de células madre mesenquiminales por vía intravenosa). Sumado a esto los viajes en avión, comida y estadía en aquel país, ubicado a unos 18,899 kilómetros desde Argentina- vía aérea.

 

La joven y luchadora mamá, quien nunca se resignó ni se dio por vencida, a pesar de las respuestas de los hospitales de nuestro país, adelantó que en las próximas horas visitará los locales comerciales de Chepes, pidiendo la autorización para colocar una urna para que la gente deposite su colaboración.

 

Por otro lado, dijo que “voy a salir a vender empandas, pastaflora, tarta de manzana, tabletas y bizcochuelo, ya que no tengo trabajo y también debo pagar el alquiler donde vivo”.

 

Quien desee colaborar con esta humilde mamá, puede comunicarse al número de Tel. 3821-459966