Castro
07
Enero

Hijos que son un ejemplo: su padre quedó ciego y ellos lo llevan en bicicleta por toda la ciudad de Chepes

Esta es la conmovedora historia de Juan (13) y Benjamín (18), quienes con mucho amor y paciencia, todos los días salen de paseo en una bicicleta especial con su querido padre que sufre de ceguera por diabetes.

Se trata de Raúl Oscar Cortez, un ex policía de 60 años, quien junto a sus hijos y su esposa Aida Fernández, viven por calle Mariano Moreno y Gral. Roca del barrio Rieles Argentinos de la ciudad de Chepes.

 

Sus hijos menores de 13 y 18 años, respectivamente son todo un ejemplo para nuestra sociedad, más aun en estos tiempos donde se ha perdido el respeto y el cariño por los padres, inclusive nunca tienen tiempo para conversar o atenderlos. “Todo esto lo hacemos por amor a nuestro papá que perdió la vista”, expresó Benjamín con lagrimas en los ojos al diario El Cronista, quien este año comenzará una carrera universitaria.

 

Raúl, padre de 7 hijos: 2 mujeres y 5 varones, a los 53 años, paulatinamente fue perdiendo la visión hasta que llegó un momento en que dejó de ver definitivamente, producto de la enfermedad de diabetes.

 

A pesar de esta situación, dicha enfermedad no afectó su estado de ánimo y Raúl pidió a sus hijos que buscaran por internet una bicicleta para dos personas (Tándem). Finalmente unos familiares de la provincia de San Juan le trajeron una de regalo, provista de pedales para ambos y así, juntos van al supermercado o a la verdulería hacer las compras.

 

 

También, con su hijo salen a pedalear varios kilómetros, hasta llegar a Chepes Viejo y La Calera, como una forma de hacer deportes, algo que le recomendó su médico de cabecera, según contó al Cronista.

 

“Si no fuera por Dios que nos sostiene espiritualmente como familia, esto no ocurriría”, reveló la esposa.

 

Por su parte, Raúl, expresó: “Tengo fe que voy a recuperar la vista; el tiempo lo maneja Dios”